Receta de coca de sardinas con espinacas y queso Boffard

Viernes. Hora de comer. Y ganas de cocinar. ¿Qué os parece aprovechar vuestro queso preferido para elaborar una rica coca de sardinas y espinacas con queso? Además, la receta que os ofrecemos es para seis personas, así que podéis aprovecharla durante varias veces en el fin de semana, o para alguna comida con varios comensales.

Necesita mucho tiempo de reposo, pero está muy rica. Y no es nada complicada de elaborar. ¡Que la disfrutéis!

Tiempo de elaboración: 2 h + 12 h de reposo

Dificultad: fácil

Raciones: 6

Ingredientes:

250 g de harina

125 ml de agua

50 ml de aceite de oliva

10 g de levadura prensada

Sal

1 kg de sardinas grandes

30 g de jengibre

50 ml de vinagre de manzana

2 manojos de hoja de espinaca

100 gr de panceta ibérica

12 lascas de queso Boffard

Elaboración:

Limpiamos las sardinas, quitándoles las cabezas y las tripas. Pasamos los lomos por agua para eliminar los restos de espinas que pudieran tener. Pelamos el jengibre y lo cortamos en juliana. Introducimos el jengibre en un cazo junto con el aceite, y dejamos confitar a una temperatura aproximada de 80º durante 15 minutos (el aceite no debe de llegar a hervir). Reservamos.

Colocamos las sardinas en una bandeja con un poco de sal y cubrimos con el aceite de jengibre aún tibio. Agregamos el vinagre y dejamos reposar toda la noche (unas 12 horas). Pasado el tiempo oportuno, escurrimos las sardinas y reservamos el jengibre.

Para la coca:

Disolvemos la levadura en el agua tibia y mezclamos con el resto de ingredientes. Amasamos  y dejamos  que repose tapada. Precalentamos el horno a 180º C. Una vez que la masa haya crecido, volvemos a amasar y la estiramos en una capa muy fina. Cortamos en rectángulos y pinchamos con un tenedor. Horneamos a 180º C durante 10 minutos.

Limpiamos las espinacas, quitándoles los troncos y tallos duros que tengan: sólo deben quedar las hojas, las cuales cortaremos en juliana gruesa y reservaremos.

Cortamos la panceta ibérica en daditos muy finos. En una sartén, salteamos a fuego vivo la panceta y las hojas de espinaca. Damos un par de vueltas y, cuando veamos que la espinaca comienza a perder su dureza particular y se queda blandita, ponemos a punto de sal y retiramos.

Colocamos las espinacas  sobre la base de la coca, ponemos encima las sardinas e introducimos en el horno precalentado a 180º durante 10 minutos. Una vez fuera del horno, dejamos templar cinco minutos y colocamos unas lascas de queso Boffard sobre las sardinas.

Publicado en Boffard, Gastronomía, Quesos, Recetas | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario